La realidad reflejada en la pantalla grande



La implementación de la tecnología puede ser algo positivo para quienes saben cómo manejarla, les facilita muchos procesos y les da bastantes opciones, pero ¿Qué pasa con aquellos que no la pueden manejar en su totalidad, como las personas mayores? Esta pregunta se vuelve más complicada si agregamos un segundo factor: su vida y trabajo dependen de ello.

La película “I, Daniel Blake” ejemplifica bien este punto. Se filmó bajo la dirección de Ken Loach en 2016 y ganó el premio en el Festival de Cannes “Palma de Oro”. La problemática que intentan abordar es cómo las personas de la tercera edad intentan conseguir trabajo, pero no se les da debido a que son muy grandes o porque no están familiarizados con la tecnología, el problema se agrava cuando necesitan una manera de comprobar ante el gobierno que están en búsqueda de trabajo para que éste los ayude.

Si traemos este filme al presente, refleja muy bien lo que se vive en la actualidad, se trata de la marginación de un grupo de personas: mayores de edad, aquellos que no pueden tener acceso a las nuevas herramientas (como internet) y que no conocen el manejo de éstas.

El mismo gobierno se jacta de decir que está ayudando a las personas de la tercera edad a través de la implementación de proyectos que los beneficien, pero, por otro lado, el trato que les da es injusto e incluso de desvaloración por la edad que tienen. Cuando ellos acuden a hacer algún trámite no reciben la ayuda suficiente porque quien los atiende, se desespera de explicarles los procesos.

Lo que impacta y que vemos en la actualidad, es que en ocasiones las personas quieren y luchan por obtener una solución, sin embargo, no resulta como ellos esperan y por ende, tienen que recurrir a otros planes y a que tomen otras medidas para al menos, vivir el día a día.


A estas personas les quitan su humanidad y se les trata como un objeto cuyo valor es mínimo y en “algo” en lo que tampoco vale la pena invertir o (perder el tiempo). ¿Entonces qué es lo que ocurre? Se muestra y pone en evidencia, (desde otra perspectiva) la intolerancia que tienen unas personas hacia un grupo determinado de la población; son varias cintas las que reflejan lo que pasa en la cotidianidad de las personas, señalan la parte de criticar, denigrar y humillar a los que están pasando por situaciones difíciles y enfatizan que esos actos se están convirtiendo en algo recurrente.


Por Samanta García.

¿Y tú que opinas de las noticias?

© 2020 The Circle Of Opinion MX; todos los derechos reservados | ventas@thecircleofopinion.com.mx |